RAUL BENTANCOR

  Su pasión fue el fútbol al que dedicó su vida. Fue un notable futbolista y luego excelente entrenador que los danubianos tuvieron la suerte de disfrutar. Comenzó dribleando en el Guayaquí, un equipo formado por los botijas del barrio, luego –más en serio- jugó en Chacarita, Luz Oriental y La Enramada. En octubre de 1947, en un bar de Punta de Rieles, donde trabajaba, conoció a Vicente Bolumburu, por aquel entonces dirigente danubiano, quien le posibilitó ir al Parque Hugo Forno a mostrar sus virtudes. En Danubio se encontró entre otros, con Hugo Bagnulo, quien en el ocaso de su carrera como jugador realizaba sus primeras armas como entrenador. Fue fichado y en poco tiempo debutó en la Reserva y sobre el final del Campeonato Uruguayo de la “B”, que Danubio ganó, jugó algunos partidos en el equipo principal. En 1948 con Danubio ya en el “círculo de privilegio”, formó parte de un plantel verdaderamente de excepción: “Banana” Maceiras, Urbano Rivera, “Mingo” Sagastume, Romerito, el “negro” Larrosa, “Poroto” Britos, Perdomo, Armandito Olivera. En esa temporada no jugó regularmente, pero

Read more

UN VISIONARIO: ING. HECTOR DEL CAMPO

Su notable carrera directriz no gozó de privilegios, todo lo alcanzado fue exclusivamente en base a sus propios méritos. En 1968 comenzó su actividad en Danubio y a lo largo de su trayectoria ocupó diversos cargos: vocal, tesorero, contador, delegado y finalmente fue presidente en dos períodos entre 1981 a 1988 y de 1991 a 1992. Si bien en todos los puestos su desempeño fue destacado, aún se recuerda su enérgica voz en las Asambleas de Clubes defendiendo los intereses danubianos, ya sea como delegado o presidente. Gracias a su firmeza y capacidad alcanzó en julio de 1974 la presidencia del Comité Ejecutivo de la Asociación Uruguaya de Fútbol, aquel que mereciera del público y prensa el honroso calificativo de “Ejecutivo de Oro”, entre los muchos aciertos debemos destacar la implantación de la Liguilla Pre-Libertadores. Desde el puesto más alto de nuestro fútbol intentó renovar y remover los vetustos regímenes que imperaban en la A.U.F. Aquel Ejecutivo extendió la actividad futbolística a todo el año, creando nuevos campeonatos como la “Liga Mayor” y además jerarquizó el propio Campeonato Uruguayo. Fue

Read more

Una vida en blanco y negro: Hugo Forno

Hugo Forno fue el presidente que condujo durante más temporadas a Danubio. A lo largo de sus dos mandatos acumuló 19 temporadas al frente de la presidencia danubiana. Fue un hombre que tenía los ojos encendidos por los fuegos del ideal y del entusiasmo. Su sonrisa amistosa y amable parecía amalgamar todas las voluntades danubianas. Don Hugo Forno fue un verdadero guía de Danubio en la rama institucional, el gran propulsor de transformar los sueños en realidad. Responsable del primer afianzamiento y posterior crecimiento danubiano. De pocas palabras y muchas realizaciones, con gesto sencillo y cordial, dueño de una gran personalidad, tuvo a bien cruzarse en la vida de Danubio y hacerlo parte de su propia vida. Curiosamente, los pibes fundadores de 1932, ignorando lo importante que sería después para el desarrollo del cuadrito de barrio, le vendieron varios números de la rifa que solventó la compra de las primeras camisetas. Poco después, los mismos botijas sufrirían una gran tragedia, un perro bull-dog destrozaría la pelota de un tal Leal, la única que tenía oficialmente el equipo, poniendo en peligro

Read more

Juan “Cumba” Burgueño

Jugaba como bailando candombe, con ese grado de gracia y frescura. Idolatrado por quienes lo disfrutaron, está en la historia grande del fútbol uruguayo por pertenecer al plantel celeste que consiguiera el inigualado “Maracanazo”.  Una infancia difícil en el barrio Buceo, donde la única distracción posible lo comenzó a formar como jugador. En una época donde en Montevideo pululaban los “baldíos”, allí comenzó a jugar al fútbol dándole duro durante todo el día a la de goma o la de trapo. Debió alternar su pasión con el trabajo de vocear diarios en la esquina de Larrañaga y Ramón Anador, para ayudar a parar la olla. “Con el ejemplo de mis hermanos Alfredo y Américo que tallaron lindo en las canchas, me crié en los potreros del Buceo, escapándole a los rezongos de los viejos por las zapatillas rotas”, recordaba Burgueño. Sus comienzos en varios equipos del barrio y de allí a “El Chivero” que militaba en la divisional Extra de la AUF. Fue el primer paso para llegar a jugar en la “A”, porque le hablaron para ir a practicar

Read more

LA HISTORIA DE LA CAMISETA DE DANUBIO

  La camiseta de Danubio significa más que una simple indumentaria deportiva. Es el manto sagrado para cada hincha que pide a sus jugadores que la transpiren hasta la última gota de sudor. La casaca danubiana ha sufrido una incesante modificación en sus modelos a lo largo de la historia, pero en cambio sus blanquinegros colores jamás variaron. La historia de la casaca de Danubio es tan particular como la propia fundación del club. Primeramente y bajo el nombre de Tigre, la primera camiseta (si así puede llamarse), surgió gracias al aporte de cada jugador de una camisa blanca, a la cual doña María (madre de los Lazaroff) le cosió un detalle negro a la altura del corazón. Luego y debido a la derrota de aquel primer amistoso, los pibes fundadores decidieron refundar el “cuadro”, para ello debían renombrarlo y conseguir camisetas “de verdad”. Doña María les solucionó el tema del nombre sugiriendo “Danubio” en honor al extenso río de Europa y la realización de una rifa fue la excluyente solución para financiar las necesarias doce camisetas. Cien números a

Read more

Con el gol entre ceja y ceja…. ARAQUEM DE MELLO

  Fue de esos jugadores que no se olvidan. Un elegido que ha quedado por siempre ligado a la historia danubiana. Por ser el primer futbolista de Danubio en consagrarse como máximo goleador de un Campeonato Uruguayo de Primera división.    Don Juan Lazaroff, fue el encargado de traerlo de Brasil y recordaba el hecho así: “No fue fácil, no quería venir, había tenido una experiencia en Venezuela y no le habían cumplido con el pago. Estaba pescando entre las islas de Río de Janeiro y podría decirse que estaba casi retirado del fútbol. Pero le mencioné que venía desde Uruguay y que me lo había especialmente recomendado Ze Ze Moreira y cambió de parecer. Nos costó cinco mil dólares que era una platal para aquella época.” Llegó sin mucho ruido, pero tras el lógico período de adaptación al nuevo medio, comenzó a demostrar sus excelentes condiciones técnicas y también a convertir goles realmente fabulosos consiguiendo despertar la atención de todos. El físico grande y pesado parecía presagiar una dureza de cintura, que se desmentía apenas entraba en contacto con

Read more

EL PIBE DE ORO – ERNESTO LAZZATTI

Fue más que un “crack”. No sólo por su talento es que está destacado en la historia danubiana sino también por ser un auténtico un maestro en todos los sentidos.  Hugo Bagnulo, por entonces entrenador danubiano buscaba jugadores de experiencia para reforzar el equipo que debutaría nada menos que en la “A”. Alguien lo enteró que Lazzatti había quedado desafectado de Boca Juniors y se dispuso a traerlo. Pero  “el Pibe de Oro” era una “leyenda viviente” del fútbol argentino, jugador de selección, emblema “xeneize” durante 14 años y con varios títulos conquistados. La incertidumbre era si estaría dispuesto a cambiar las comodidades de “La Bombonera”, por el precario vestuario del Parque Hugo Forno y que quisiera jugar en un equipo recién ascendido. En 1930, comenzó su carrera profesional en el club Puerto Comercial de Bahía Blanca, para luego dar el gran salto a la Capital y a Boca Juniors en 1934. Durante 14 temporadas paseó su innegable calidad por la media cancha boquense pero más que nada por razones políticas del club, le ofrecieron dos alternativas: la dirección técnica

Read more

Carlos “Chueco” Romero

El más grande. Figura consular durante 15 años, solo vistió la casaca danubiana y la celeste. La máxima leyenda danubiana.   El “Chueco”, un jugador fuera de serie, dribleador, creador por excelencia, con potente remate, con el “potrero” en el alma, un elegido. Se decía de él que: lo difícil lo hacía con una moña, lo imposible con dos. Titular indiscutido durante 15 años, con el increíble récord de no faltar nunca a un partido.   Con su físico retacón y las piernas “polentosas” y combadas, de allí su apodo,  llegó a Danubio en 1945, de la mano del exdirectivo Carlos Aguilar, reconocido como su padre espiritual.   En poco tiempo sus genialidades comenzaron a dar frutos, con su “manija”, Danubio obtuvo el Campeonato Uruguayo de Tercera Especial en 1946.  A partir de ese momento, Romero fue protagonista de horas jubilosas danubianas, con sus piernas en forma de paréntesis, pero habilísimas, bordadoras, y que tenían el don de clavar golazos con secos y poderosos remates.   “Danubio estaba en la “B” peleando el ascenso y en 1947 lo conquistamos. Nunca

Read more

Oscar Melgarejo, ahora es una leyenda

Su destino no podía ser otro que Danubio siendo un jugador cerebral, fino, elegante, de calidad. Su camiseta no podía ser otra que la franjeada, si jugaba en la Plaza de Deportes N°5, cuna de tantos y tantos cracks danubianos. Perteneciente al barrio de la Unión, de niño jugó en el Quilmes y desde luego en la Plaza de Deportes…. Un día en la cancha de “La Gloria” un directivo danubiano lo vio jugar a él y a su hermano José y se los llevó para la Tercera. Lamentablemente, José debió dejar debido a una lesión pero Oscar tuvo una carrera meteórica. A los dos años ya estaba en el plantel principal…. Sobre tal acontecimiento, es decir, el debut en Primera, él lo recordaba con todo cariño y emoción porque precisamente ese día el 4 de octubre de 1953 cumplía años su madre. ¡Cómo se le iba a borrar de la mente! Con sólo 19 años debutó en el equipo principal danubiano en el Parque Palermo frente a Central, DANUBIO venció 3 a 1 y él convirtió dos goles…y DANUBIO

Read more

EL PRIMER ESLABÓN…CAMPEÓN DE LA LIGUILLA 1983

  El próximo 24 de enero, se cumplirán 37 años de la conquista de la única Liguilla que obtuviese Danubio. Aquel título, no solo fue el primer campeonato oficial que ganó el club en Primera división, sino que fue el cimiento de importantes triunfos que llegaron después. Tal como había sucedido cuando estuvo Hugo Forno en la dirección del club, en los años ochenta Danubio dio un salto de calidad. Mientras en la década del cuarenta, la dirigencia de entonces, transformó una institución netamente barrial en una profesional, con la llegada del Ing. Héctor Del Campo, el club de la franja adquirió un impulso que lo catapultó a ser indudablemente una de las tres instituciones más importantes del fútbol uruguayo. Esto trajo consigo también el crecimiento deportivo, consiguiendo primero un segundo lugar en el Torneo Copa de Oro de 1982, luego tras 29 años, volver a alcanzar un segundo lugar en el Campeonato Uruguayo de 1983 y además ganar la Liguilla. En enero de 1984, Danubio abrochó su primer campeonato oficial en Primera división, en lo que sería el cimiento

Read more